15 Jul 2022 -  Publicado en Blog sobre IT y Tecnología
Ventajas y desventajas de las máquinas virtuales

Ventajas y desventajas de las máquinas virtuales

La forma en que utilizan las empresas sus aplicaciones y software de trabajo ha cambiado considerablemente hoy en día, pues los servicios en la nube han ido sustituyendo poco a poco el habitual sistema local (servidores propios, instalación de programas…).

El éxito de un servicio cloud tiene mucho que ver con las tecnologías de virtualización, que permiten una mayor flexibilidad y escalabilidad, garantizando un gran rendimiento y haciendo un uso óptimo de los recursos físicos existentes.

Utilizar máquinas virtuales es algo común hoy en día, sobre todo a la hora de implementar sistemas remotos que permitan el acceso desde cualquier ubicación y a cualquier hora. Una máquina virtual aporta ventajas y desventajas, por lo que es bueno conocerlas para evaluar si es la mejor alternativa para cada proyecto o tarea a realizar.

¿Qué es una máquina virtual?

Una máquina virtual o VM (virtual machine) es un software que tiene como objetivo la creación de un entorno independiente dentro del sistema que permite instalar otro sistema operativo de forma simultánea. Por ejemplo, utilizando una máquina virtual en Windows, se puede instalar una distribución de Linux para utilizarla como si de una aplicación se tratase.

Utilizando tecnología de máquinas virtuales se pueden instalar diversos sistemas operativos en el mismo hardware de forma sencilla y eficiente. La virtualización permite asignar a cada sistema operativo parte de los recursos de la máquina física, como la capacidad de proceso, la memoria RAM o el espacio de almacenamiento.

Ventajas de usar máquinas virtuales

Utilizar una máquina virtual te dará ventajas muy interesantes para tu empresa o proyecto, entre las que podemos destacar principalmente.

Crear cualquier sistema operativo

La gran mayoría de software de máquinas virtuales, como es el caso de VMWare, permite instalar casi cualquier sistema operativo (Windows, Linux Mac OS, Android, Chrome OS…).

De esta forma se puede disponer en el mismo equipo o servidor de distintas máquinas virtuales con los sistemas operativos que sean necesarios.

Garantiza la independencia de cada entorno

Una máquina virtual encapsula todo lo necesario para su funcionamiento dentro de un entorno que es independiente, tanto del sistema operativo desde la que es creada, como con otras máquinas virtuales diferentes en el mismo servidor.

Esta independencia entre máquinas virtuales es muy interesante ya que, lo que sucede o afecta a una de ellas, no tiene repercusión alguna en el resto.

Acceso a recursos exclusivos

Cuando se crea una máquina virtual es necesario asignarle una serie de recursos como son la capacidad de proceso, la cantidad de memoria RAM o el espacio de almacenamiento. Esta asignación está limitada por el hardware físico de la máquina, pero una vez asignada una cantidad de los mismos, serán de uso exclusivo de esa máquina virtual.

Imaginemos un servidor con 64GB de memoria RAM en el que se instalan 3 máquinas virtuales con distintos sistemas operativos. A cada una de estas máquinas se les asigna 16GB de RAM, quedando otros 16GB libres para uso del propio servidor.

Alto nivel de seguridad

Entre las ventajas del uso de máquinas virtuales se debe destacar el alto grado de protección y seguridad que ofrecen. Una máquina virtual se aísla del propio sistema operativo en el que está instalada, por lo que cualquier problema de seguridad, como puede ser una infección por malware, no afectará al servidor, equipo u otras máquinas virtuales.

Facilidad de exportación

Cuando se crea una máquina virtual se están generando una serie de archivos que encapsulan todo lo necesario para su funcionamiento independiente. Por este motivo, es sencillo copiar o exportar esta máquina para poder utilizarla en otro entorno diferente, es decir, pasarla de un servidor a otro, por ejemplo.

Reducción de costes

Para las empresas la virtualización es ideal para reducir sus costes. Con la contratación de un servicio cloud se pueden crear diferentes máquinas virtuales para poder satisfacer todas las necesidades de la empresa, sin que sea necesario realizar una inversión en hardware, por ejemplo.

Algunos puntos críticos donde las empresas ahorran pro utilizar máquinas virtuales son:

  • No es necesario soportar gastos de mantenimiento, configuración y actualización de servidores.
  • Se ahorra dinero al no ser necesario personal especializado en servidores y sistemas.
  • No es necesario invertir en renovación de licencias de software o en actualizaciones de hardware.

Escalabilidad y flexibilidad

Las máquinas virtuales son sistemas altamente escalables lo que aporta una gran flexibilidad para que la empresa adapte sus recursos TI en cada momento. Por ejemplo, si es necesario disponer de un nuevo entorno, se puede desplegar una máquina virtual de forma rápida y sencilla para empezar a utilizarla de manera inmediata.

Desventajas de usar máquinas virtuales

Ya hemos visto todas las bondades de las máquinas virtuales y por qué se utiliza esta tecnología en los centros de procesamiento de datos o CPD para ofrecer mejores soluciones a las empresas.

Sin embargo, el uso de máquinas virtuales también tiene una serie de inconvenientes que es necesario conocer.

Disminución del rendimiento

La virtualización consiste en ejecutar de manera virtual un sistema operativo dentro de otro, por lo que tiene una dependencia directa del host donde se instala. El rendimiento de una máquina virtual será inferior al del propio equipo o servidor físico en el que se instale, por lo que en algunos casos es mejor apostar por un uso del hardware físico exclusivo para obtener el mayor rendimiento.

Complejidad de uso

La estructura de una máquina virtual es compleja, sobre todo si se utiliza en sistemas donde hay interconexión con distintas redes y se utiliza una gran variedad de hardware. Configurar una máquina virtual en ciertos entornos requiere de conocimientos avanzados y de la dedicación de mucho tiempo y esfuerzo.

Coste elevado

En comparación con el uso de contenedores, el coste de las máquinas virtuales es mayor ya que consumen más recursos que estos.

Hemos visto las principales ventajas e inconvenientes de las máquinas virtuales. Esta tecnología de virtualización se ha convertido en una herramienta imprescindible para las empresas a distintos niveles, proporcionando una gran cantidad de beneficios, aunque también algunas desventajas.

Son muchas las ventajas y desventajas de usar una máquina virtual por lo que evaluarlas es indispensable para poder tomar la mejor decisión sobre si su uso es el adecuado para cada empresa o cada proyecto.

Entradas recientes
La dependencia tecnológica y de los sistemas informáticos de las empresas actuales requieren que disponga de un buen servicio de infraestructura IT que garantice la me...
Más información
La tecnología se ha convertido en algo fundamental para el buen funcionamiento de las empresas actuales, donde compiten en un mercado globalizado y digitalizado con un al...
Más información
Todas las empresas de hoy en día tienen una gran dependencia de sus sistemas informáticos y de comunicaciones, pues son indispensables para poder realizar la mayor parte...
Más información